domingo, 26 de febrero de 2012

Reseña: Anna and the French Kiss de Stephanie Perkins


¿Cómo han estado mis habitantes plateados y fieles lectores?

Sí, lo sé, hemos estado ausentes por bastantes días, y después cuando queríamos actualizar, ¡bam!, que se presentan los exámenes parciales y pues ya no nos quedó tiempo para nada. Tenemos en nuestro haber varias actualizaciones atrasadas, así que prometemos ponernos al corriente en cuanto volvamos a agarrar nuestro ritmo, téngannos paciencia.

Por mientras, les traigo una reseña que tenía muchas ganas de escribir y colgar. Aquí les va ;)



ANNA AND THE FRENCH KISS

Autor: Stephanie Perkins

Año de Publicación: 2010

Idioma: Inglés (traducción cortesía de Vale)

Editorial: Dutton

Sinopsis: Anna estaba esperando su último año de secundaria en Atlanta, donde tiene un gran trabajo, una leal mejor amiga, y el chico que le gusta está a punto de convertirse en algo más. Así que no está muy emocionada acerca de ser enviada a un internado en Paris—hasta que conoce a Étienne St. Clair. Inteligente, hermoso, Étienne lo tiene todo… incluyendo una novia seria.

Pero en la Ciudad de las luces, los deseos tienen una manera de volverse realidad. ¿Acaso un año de románticos casi-accidentes terminará con su muy esperado beso Francés?
Calificación:



Estaría genial si un día se les pegara la loquera a tus padres y decidieran que unas vacaciones en Paris te vendrían de maravilla. Es decir, ¡Paris! ¡En Francia! ¿No sería fabuloso? Claro, si al menos el que te manda no fuera tu padre, un bobo–con B mayúscula–escritor excéntrico best seller de ridículas novelas de tragedia romántica y que el éxito se le ha subido a la cabeza pues ahora se cree tan distinguido que parece pensar que su hija necesita un refinamiento en un internado parisino. 

Es esto lo que Anna Oliphant, alias “platanito dumbo” (mexicanizado por mí jaja, porque en realidad es “banana elefante”… ay que mono apodo) y aspirante a crítico de cine, tiene en mente cuando llega a Francia enviada por su tonto padre al bendito internado para extranjeros en Paris por un largo año, dejando atrás a su madre y hermano menor, su mejor amiga y a su casi–por poquito–novio.

Es tan triste para ella estar sola en un país desconocido, que su primera noche en Paris en vez de saltar por saberse en una de las ciudades más hermosas de la tierra, es llanto derramado lo que se espera porque no quiere estar ahí. No obstante, en la situación más indicada, es salvada por su vecina de departamentos, la linda y deportiva Meredith, quien la ánima y hasta la invita a pasar a su habitación. Pero entonces, en un maravilloso e inolvidable momento, alguien toca a la puerta de Meredith. Anna abre y no podrá imaginarse que detrás podría encontrar a uno de los mejores amigos de Meredith, el chico más hermoso que haya conocido en su vida. 

Étienne St. Clair es la cosa más linda, divertida y fascinante que Anna pudo haberse encontrado en París, del otro lado del mundo, a cientos de kilómetros de casa. Y en medio de la ciudad más romántica del mundo atenazada de historia y magia, se construye una profunda amistad que poco a poco, si Anna permite un delicioso pero peligroso desliz, podría transformarse en amor del mero mero bueno; y Étienne St. Clair parece tan perfecto que es imposible resistirse. 

Hasta que Anna le descubre un pequeñísimo defecto… su novia.

Así, una serie de sucesos y situaciones penosas, dolorosas y divertidas ayudarán a Anna a aprender sobre la amistad y el amor, y que estos conllevan cosas como el perdón y la aceptación. Estas experiencias la harán madurar para valorarse más a sí misma y entender que un “hogar” no es un lugar, sino las personas que amas.


Mi opinión:

Okey, me demoré muchísimo en decidirme a leer este libro que prácticamente toda la blogosfera ya leyó. Así que, siendo de las rezagadas, seré sincera al respecto del porqué. Déjenme comentarles que fue por lo mismo; sólo pensé que como todo mundo lo adoraba, y como los cientos de comentarios que lo ponían en el cielo me comenzaban a empalagar (porque yo la tenía como empalagosa, ay de mí), pues como que me dio bastante flojera. Sí, lo sé, ¡que loca! 

Pero bueno, ya después de una serie de indecisiones entre lo que quería leer, y en la búsqueda de alejarme de lo paranormal que había estado leyendo, por fin se me ocurrió elegir Anna and the French Kiss teniendo una expectativa bastante terca y enfurruñada de que no me iba a gustar. Sí, en serio. Porque yo ya sabía de antemano que Étienne tenía novia… y lo detesté por eso. O sea, ni siquiera lo conocía, pero un chico que le hace ojitos a otra teniendo ocupada la vacante automáticamente pasa a mi lista negra.

Así que, como dije, inicié el libro con indiferencia, especialmente por Étienne y la propia Anna. Y aunque costaron cien páginas para sacarme de mi terquedad, Anna and the French Kiss ha resultado un libro pre.cio.so. 

Voy a comenzar con los personajes. Anna es una chica que me gustó que tuviera una postura de decencia y una fuerte convicción en lo que creía correcto. Ella poco a poco se va enamorando de Étienne, pero se retiene por la “novia” y otras circunstancias difíciles que se le presentan, y eso obviamente la hace sufrir; un sufrimiento que ciertamente como lector pude sentir, lo que le dio un punto muy bueno de realismo emotivo. Por obviedad, Anna no es perfecta, es una chica con conflictos y con un corazón muy noble, comete errores pero la madurez con que los afrontan me han hecho admirarla en ocasiones. Como protagonista me ha gustado bastante. 

Después está Étienne, nuestro porta. ¿Algunos recuerdan la frase que dice que lo mejor viene en paquetes pequeños? Pues él es precisamente eso. Sí, sí, yo lo detestaba, pero luego me retracté y terminé cayendo ante el encanto de esta lindura; porque eso es, ¡una lindura! De estatura bajito, cabello hermoso, cara bonita y derrochando encanto hasta más no poder. Y luego está esa genial combinación: nombre francés, acento inglés, nacionalidad americana; tenemos un éxito rotundo, pues (a veces me recordaba mucho a un cachorrito, con ganas de darle palmaditas en la cabecita, ¡ternurita! ♥u♥) y su personalidad llena de seguridad, sarcástico, a veces presumido y caprichoso pero con una historia familiar triste… ya lo dije, todo un éxito. Me conquistó.

Lo más destacable de este libro es ver como Perkins desarrolla la relación entre estos dos, y creo que fue el punto más grande de que el libro me encantara. Llega a ser tan dulce y de cierta manera inocente, pero profundo. La tensión está a FULL, y la autora ha jugado muy bien con el quiero—pero no puedo al cien, lo que se le agradece porque he disfrutado muchísimo. Ah, y el respeto que ambos se muestran, ¡apenas y se tocan en todo el libro! ¡Vamos, que te felicito Perkins! Convertiste algo que volaba para odiable, en algo hermoso, sobre todo porque inició con la amistad, una amistad bella y honesta, pero dolorosa por ese amor que ya existe. En fin.

Los amigos de Anna y Étienne son importantes y me gustaron ya que le agregan la chispa cómica y un poco más de dificultad a nuestro par (sólo Rashmi al principio me irritó bastante, mucho a decir verdad, luego la llegué a aceptar). Por otro lado, a la novia de Étienne la autora la vuelve tan invisible que ni siquiera puedes sentir nada por ella, sólo una total indiferencia y desdén (pobre, ni modo, sus metidas de pata acarrearon consecuencias).

Como último, es necesario aclarar que no le puse cinco coronitas (y estuve muy tentada a hacerlo) sólo porque ese final tacaño de Stephanie Perkins daba para más. ¿Qué le costaba ponerme un simple tres o cuatro años después? ¿Era mucho pedir? Bueno, ya qué. Por ahora me queda exhortarles (obligarles) a que lo lean y no escuchen a sus pensamientos desvariando y diciendo que no lo hagan o podrían arrepentirse. 

Es un libro con una historia de amor tan linda, y personajes tan entrañables, que no queda más remedio que leerlo a fuerzas.

Nos LEEmos^^



7 comentarios:

Arila dijo...

Me encanta este libro, es una historia super bonita y encima en Paris que me encanta! Un besito! ^^

Debo ♥ dijo...

Es mi libro favorito *----* es absolutamente hermoso <3 Eso que dijiste sobre la estatura de Étienne me recordó mucho a mi hermana jajajajaja ella se negaba a aceptar que siendo tan hermoso como es el personaje fuera bajito xD pero sin embargo la historia es preciosa, me encantó cada página de este libro.

Besos! ;3

-Dimkaa- dijo...

Awww. Me encanto tú reseña.
*-*
Yo también AME este libro. Superando por mucho a Lola and the bo Next Door.
Aunque debo admitir, que tambien me gusto. :D


Te sigo!

Arien dijo...

Lo devoraré, eso te lo prometo.
Muy buena reseña Priss.
Besotes.

Reverie Books dijo...

<3

Si esa es tu razón para ponerla cuatro coronas, entonces ponle cinco! Porque en el libro compañero, Lola and the Boy Next Door, ellos aparecen y muy a menudo. Ahí podrás descubrir como sigue su relación :)

Cuídate xx,

-Andre

PriSS dijo...

Sí, Andrea, leí el segundo libro antes de escribir la reseña, pero simplemente sigo diciendo que el primer libro debió haberme mostrado hasta varios años depsues, porque en Lola no ha pasado casi nada de tiempo, en fin.

Bsotes!^^

clare wayland dijo...

con tu reseña y tantos comentarios buenos creo que me lo leere :D luego te digo que me paresio n.n un besito n.n

Estoy en:

'Create